ExpoFerretera.com
Ferreteria y Construcción

Historia demuestra que ellas son clientes muy potenciales de la ferretería

ExpoFerretera.com

Con jeans, sudadera, una gorra y botas de tacón alto, Patrice Banks hace su trabajo en su taller para mujeres que lleva por nombre Upper Darby Clinic Girls.El mundo  mecánico está en la sangre de Banks. Su taller que se creÓ con un objetivo pricipal,  empoderar al sexo femenino, para quitarse sus sudaderas y meterse bajo sus coches. Es la idea de Banks, y ella espera que el negocio sea el comienzo de un movimiento, dijo Banks al sitio Newsworks, mientras trabajaba en uno coupé azul en su taller de automóviles.

Banks dejó su trabajo como ingeniero de materiales en DuPont, para convertirse en una mecánico de automóviles.

Pasar de ingeniero a mecánico, significó un importante recorte salarial. Sin embargo, trabajar en automóviles y ayudar a educar a las mujeres sobre las herramientas eléctricas, la hizo rica de otras maneras.

“Todo el mundo piensa ‘necesito obtener un título de cuatro años. Sentarme en una computadora, así es como voy a ganar dinero’. Y no se dan cuenta del valor de trabajar con las manos, no sólo puede hacerte un buen dinero, sino que a menudo la gente es más feliz”, dijo.

Más allá de lo típico

Banks fue más allá del  tipico mantenimiento del vehículo de motor. Estaba harta de que se aprovecharan de ella en talleres de reparación locales, y quería hacer algo al respecto.

“ Odiaba todas mis experiencias al hacer un cambio de aceite”, dijo. “Cada vez que se encendia una luz del tablero, me asustaba”.

Girls Auto Clinic es un negocio dos en uno: se trata de una tienda de reparación de automóviles y al mismo tiempo es un salón de belleza. Mientras que usted espera que Banks o su otra colega mecánica reparen su coche, puede arreglarse las uñas, los pies y el cabello.

“Eso es lo que quería que fuera, un club de mujeres, donde puedes venir y pasar el rato y estar cerca de otras chicas”, explicó.

Entre ellas, Crystal Lewis. quien trabaja en el area del salon de belleza.

“Cuando usted está esperando que arreglen su auto, no tiene nada de qué preocuparse porque puede venir al lado y hacerse las uñas, los pies y el pelo, depilarse,  maquillarse, y luego puedes ir a trabajar, y entonces ya está todo hecho, y ni siquiera tienes que preocuparte por eso”.dijo Lewis.

Manejar  este negocio híbrido no le ha costado mucho a  Banks y que dice  “Yo soy un mecánico, yo atiendo a las mujeres, entiendo por qué es tan único y tan necesario. La mayoría de las veces me preguntan ¿por qué no se había hecho esto antes?”.

También da talleres mensuales, que se llenan rápidamente, cada uno de ellos con cupos para diez, con contenido basico sobre el mundo de la mecanica y  ninguna pregunta está fuera de los límites.

“Aprenden a ponerse su sudadera, que deben  tocar debajo de tu auto, cómo cambiar tu filtro de aire, exacto, cómo comprobar su aceite”, dijo.
Así fue como Susan Sweeney, de Filadelfia, conoció a Banks por primera vez.“No sabía que las chicas pudieran entrar  al mundo del automóvil”, dijo Sweeney.
Ahora es una de las mecánicas de la Girls Auto Clinic. Antes de reparar coches, ella fue a la escuela de cosmetología, pero en el fondo quería algo más.

Autor

Lidera el sector de ferretería y construcción, desde hace más de 17 años, en la edición de la Reivsta TYT (Tuercas y Tornillos), con información actualizada y oportuna sobre estos mercados. Ha tenido participación directa en encuentros ferreteros como Expoferretera, feria que se realiza en Costa Rica, desde hace más de 15 años, como un encuentro de negocios del mercado ferretero.

¡Los Comentarios están cerrados!

Google+